Nos desplazamos a Puente Genil (Córdoba), para sorprender a Guillermo y José María, hermanos mellizos, en el día de su Primera Comunión.
Decoramos la zona de recepción de los invitados, con dos farolas muy lucidas en color blanco y azul con detalles de lunares y serigrafía con texto “Mi primera comunión”.
Para decorar la mesa de los niños, le hicimos estos lindos centros con detalle de molinillos, hechos a mano, que le encantaron.

En la mesa de los adultos, decoramos con centros de globos transparentes en cuyo interior pusimos otro globo azul con texto serigrafiado” Mi primera comunión”, con helio.
Y como broche final, éste magnífico Candy bar lleno de color y dulces sabores, que completó una distendida sobremesa acompañando a barra libre.